Marketers Top

Adlatina en asociación con Adage

Newsletter

Domingo 21 de julio de 2019

Marketing Ecuador | DIÁLOGOS CON LAS WOMEN TO WATCH ECUADOR 2019

Por Redacción Adlatina |

Alexandra Chancay: “Es muy estimulante y retador recibir este premio”

La gerenta de consumer marketing de Tonicorp dialogó con Adlatina sobre que caracteriza al consumidor ecuatoriano y cuáles prevé que son las tendencias en el sector.

Alexandra Chancay: “Es muy estimulante y retador recibir este premio”
Alexandra Chancay fue distinguida como Woman to Watch Ecuador este martes 2 de julio, junto a otras diez profesionales ecuatorianas del marketing, la comunicación y la publicidad.

—¿Qué significa para usted el premio Women to Watch Ecuador? ¿Qué importancia tiene este reconocimiento?
 —El premio WtW significa un gran halago. Si el premio tiene aproximadamente veintidós años en el mercado, yo estaba empezando mi carrera cuando este galardón se convirtió en un referente para todas las mujeres en esta industria. Es muy estimulante y retador recibirlo. Ha llegado en un momento de mi vida muy especial a nivel laboral y por eso significa también un gran compromiso. El estar en este maravilloso grupo de mujeres que admiro desde siempre es una bendición. A esto se suma que este recocimiento es hecho por primera vez en Ecuador, y que estar en la primera edición sin duda alguna nos inspira a seguir cultivando nuestro trabajo con pasión, empoderamiento e inspiración. Gracias por el reconocimiento.

 —¿Cómo definiría al consumidor ecuatoriano, en relación a los productos que comercializa Tonicorp?
 —El consumidor de Ecuador es una persona informada, conectada y exigente, independientemente del target o NSE. Considero que, más allá del producto que se comercialice, hoy los marketers tenemos la gran responsabilidad de conectar con consumidores que saben tanto de las marcas y sus beneficios como quienes crearon el producto. Los consumidores esperan la misma velocidad de respuesta para todo: inmediatez. Además, para un consumidor conectado 100% con el hoy y su entorno, las exigencias hacia la calidad y sustentabilidad de un producto son tan importantes como tener un beneficio respaldado científicamente. Sin embargo, una característica latente en todo este tiempo de trabajo en Tonicorp es que definitivamente los consumidores disfrutan de ser escuchados, atendidos y mimados. De ahí la relevancia de conectar con ellos de manera que entendamos sus rituales, sus hábitos y sus creencias.


  —¿Qué hitos rescata de su carrera profesional?

 —El hito más importante de mi carrera no se inició en marketing. Mi profesión está orientada a la comunicación corporativa, pero siempre sentí una especial atracción hacia el consumo masivo. En 1998 me convertí en una orgullosa becaria del programa de la Fundación Leónidas Ortega Moreira, que en aquel entonces entregaba becas a los hijos de maestros para completar sus estudios universitarios. A los 18 años ya había empezado a trabajar mientras estudiaba publicidad en la Universidad Casa Grande de la Facultad de Comunicación Mónica Herrera. Justamente fue la universidad quien me recomendó en mis primeros pasos laborales, a través de una recomendación a la empresa Maint Ltda. y luego a los 22 años estaba trabajando en el departamento de relaciones públicas de Nobis, con Isabel Noboa. Fue un gran reto el rol en esta corporación, pues ya ejercía mi profesión y era feliz manejando el programa Ecuador Triunfador que reconocía jóvenes talentos universitarios. Sin embargo, el bichito de la curiosidad me llevó a la agencia Creacional como ejecutiva de cuentas. Mi cuenta más importante era AmBev y allí pasé de agencia a cliente en 2003. Con esa marca inicié mi carrera hacia el marketing de consumo masivo con la categoría cervezas. Fui la primera expatriada ecuatoriana de la operación. Me sentía como el primer astronauta en ir a la Luna. Literal. Ahí descubrí que me apasiona trabajar con marcas y crear nexos con ellas. Crear experiencias únicas al consumidor y marcar tendencias es algo que me mueve todos los días; esto a la par te ayuda a estar reinventándote. En AmBev tuve el lujo de participar de lanzamiento de Brahma en Ecuador y luego de Budweiser. Luego de ocho años de carrera en AmBev decidí apostar nuevamente por un cambio y así nació mi relación con Topsy. Este maravilloso encuentro se da en 2011, y para ser franca es el que ha impulsado mi carrera en marketing. El gran reto era llevar esta marca, desconocida en el mundo de los helados, a ser vista como una opción frente al gran líder. Los logros con Topsy son todavía mi mejor carta de presentación. En 2014 las empresas de helados (Topsy) y lácteos (Toni) fueron compradas por Arca Continental y The Coca Cola Company y en ese momento me invitaron a liderar el equipo de marketing de Tonicorp, y la administración de todas las categorías y marcas del holding. Hoy, debido a algunos cambios que hizo la organización, estoy a cargo del segmento indulgentes del holding Tonicorp, y otra vez lista para mis nuevos retos. 


  —¿En qué puntos clave deben hacer foco una marca o una compañía en la actualidad?

 —En el consumidor. Ese debe ser nuestro punto de partida. Las empresas que logren conectar con él tienen una alta probabilidad de éxito. El consumidor es parte activo de la marca. Ya no se conforma sólo con consumir; opina, exige, recomienda o desacredita, comparte su experiencia con el producto o servicio. Asimismo, crea contenido para la marca y forma parte de ella. El consumidor busca la sencillez y la personalización en su relación con las marcas. Hoy en día los mismos consumidores son los principales influenciadores en campañas y activaciones de social media. Las opiniones o los testimonios de los consumidores en redes sociales y foros tienen más peso que el de anuncios con celebridades. 

—¿Cuáles cree que son las tendencias en la industria?
 —La industria láctea en Ecuador tiene grandes oportunidades con respecto al consumo per cápita de lácteos de valor agregado. Además de la leche, fuente de muchos nutrientes, los productos derivados de la leche son una fuente nutricional importante. Como líderes, tenemos el gran reto de hacer crecer la industria, democratizándola e innovando. Hoy la tendencia es consumir productos cada vez más “responsables”, pues el consumidor lo valora. Al desarrollar nuestros alimentos creamos una gran cadena de valor compartido, a través de nuestra filosofía con el ganadero. Nuestro sistema de producción agrega valor en cada una de las etapas de elaboración: desde las primeras acciones con la materia prima hasta que llega al hogar de nuestro consumidor. 


  —¿En qué momento está el marketing en la región?

 —En pleno siglo XXI no nos debería sorprender la velocidad con que el mercado se mueve. En un escenario en constante evolución como el actual, solo tendrán éxito las empresas y los directivos que sean capaces de generar experiencias en sus clientes y consumidores y de fortalecer su vínculo con la estrategia, los procesos y el equipo de la organización. El mercado está teniendo una importante evolución, no sólo por el protagonismo que el consumidor ha adquirido en estos últimos tiempos, sino porque la presencia de internet y las nuevas tecnologías en el mundo económico han suscitado la necesidad de crear una nueva visión estratégica que hasta la fecha es difícil de predecir en alcance final y en consecuencias. Los consumidores han tomado el relevo a la producción, ya que en la actualidad son los verdaderos artífices del interés de las empresas, lo que conlleva un cambio radical en la filosofía del marketing. Algunos autores nos han venido diciendo, en estos últimos años, que iniciamos una nueva etapa en que se pone punto final al marketing tradicional que conocemos, e iniciamos un nuevo ciclo con la implementación de un nuevo marketing, ya que no estamos en una etapa de cambios, sino en un cambio de etapa. Debemos tomar conciencia de la importancia del consumidor y el mercado para que podamos conocerlo, entenderlo y así poderle dar las respuestas precisas a las necesidades que manifiestan.

Redacción Adlatina


Suscripción Adlatina magazine