JUEVES | 19 de Octubre de 2017
14.12.2016 |
15 CLAVES PARA LAS REUNIONES CON EL CLIENTE

(Advertising Age) – “Nos enfocamos tanto en hacer y vender un gran trabajo, que tendemos a subestimar el rol de fomentar un terreno en común entre la agencia y el cliente”, dice la autora. Esta compilación puede ayudar a compensar ese error.

  • La autora, Danielle Trivisonno Hawley, es chief creative officer de Americas at Possible, una agencia creativa digital global.

Ahora que 2016 desaparece, me detengo un momento para reflexionar cómo se está moviendo la industria. Con fechas límites más rápidas que nunca, los creativos a menudo olvidamos que este es un negocio construido sobre relaciones, y no sólo sobre ideas. Nos enfocamos tanto en hacer y vender un gran trabajo que tendemos a subestimar el rol de fomentar un terreno en común entre la agencia y el cliente.

Ya sea que usted necesite un recordatorio amistoso, o que está llegando a ocupar un lugar entre los grandes ejecutivos, aquí hay una compilación de lo que he aprendido después de estar 25 años en publicidad.

 

Nunca interrumpa a nadie. No lo haga ni con su cliente ni con sus compañeros de trabajo. Si la interrupción se produce, pida disculpas y explique qué pudo haber pasado con usted.

 

Trate a todos con respeto. Esto incluye desde la recepcionista al personal de seguridad que está vigilando el edificio.

 

Estudie a fondo la marca del cliente. Sepa cómo están funcionando en la Bolsa de valores, qué prensa relevante pueden estar manejando y, por favor, no diga “Google it” en una reunión de Microsoft. (Yo lo hice, y fue terrible)

 

Pregunte cosas clarificadoras. Eso le hace ver al cliente que usted realmente desea entender sus feedbacks.

 

Escuche cuidadosamente. Es importante. No sólo espere por un hueco para tener la posibilidad de hablar.

 

No tema desafiarlos. Si está en un brief, no tema desafiar al cliente. Y siempre déle valor a la data cuando debe manejarla.

 

Recuerde que tanto usted como el cliente están al servicio de la audiencia. Ustedes no son simplemente personas sentadas alrededor de una mesa.

 

No diga incoherencias. Si no conoce la respuesta, dígalo. Después coménteles que usted está trabando de encontrarla. Y no tema usar el método de probar y aprender. A veces ninguno de ustedes conoce la respuesta.

 

Está bien permitir que el cliente tenga también ideas. Eso no lo hará a usted menos creativo. A veces las ideas de ellos son realmente grandes bloques de construcción.

 

Mantenga altas las energías. Lea el estado del salón, y compare su personalidad con las de ellos. Si usted no está entusiasmado, ¿quién lo estará? Los clientes desean ver a los creativos; haga de esto la mejor parte de su día.

 

Sea usted mismo. Somos seres sociales. Haga que ellos lo ‘compren’ a usted, y no sólo a su trabajo.

 

Preséntese como un equipo unificado. Haga que la reunión sea conversacional y participativa. Hay excepciones, pero la mayoría de los clientes quieren ser una parte del trabajo, no sólo los “aprobadores”.

 

No amontone cosas. Si no hay una absoluta necesidad de decir algo, no lo diga.

 

No corrija a los miembros de su equipo. En lugar de eso, utilice el enfoque de “si, y”.

 

Los clientes siempre compran la química por encima del trabajo. No importa lo que nosotros les digamos, recuerde eso.

 

En el mundo de la publicidad, nosotros creamos razones para creer todos los días en las marcas. Y detrás de esas marcas hay equipos de gente. Fomentemos esas conexiones y alentemos las relaciones personales. Así es la naturaleza humana. Y eso también es un buen negocio.

 

 

Ver todas las noticias »