Marketers Top

Adlatina en asociación con Adage

Newsletter

Domingo 20 de enero de 2019

Publicidad Global | EN NUEVA YORK, POR CAUSAS NATURALES

Por Redacción Adlatina |

Murió Lester Wunderman, el pionero del marketing directo, a los 98 años

(Nueva York, viernes 11 de enero, 12:00 pm) - Hace apenas un par de horas que la industria publicitaria global se desayunó con una novedad que, en realidad, ocurrió anteayer, el miércoles 9: quien en 1967 fuera el primero en usar la expresión “marketing directo” dejó de existir. Su desaparición se da apenas semanas después de que su apellido, que figuraba en la puerta de su agencia desde 1958, se convirtiera en nombre de pila de otro apellido célebre de la publicidad con el nacimiento de Wunderman Thompson.

Murió Lester Wunderman, el pionero del marketing directo, a los 98 años
“Lester tuvo la curiosidad de un científico, el ojo de un artista, el alma de un creador y el corazón de un emprendedor”, se emocionó Mel Edwards, CEO global de Wunderman Thompson.


Oficial de la agencia, publicado en www.lesterwunderman.com

IN MEMORIAM: LESTER WUNDERMAN, 1920-2019


Recordamos a Lester con cariño y gratitud como el creativo cuyo pensamiento inspiró un modo completamente nuevo de vender productos y servicios y dejó una industria de billones de dólares como legado.

Por más de 65 años, las ideas, los principios y las soluciones de Lester Wunderman ayudaron a forjar la industria publicitaria moderna, y su autobiografía, Being direct, making advertising pay, es considerada una de las más importantes obras sobre marketing directo. Sus insights sobre el poder del diálogo entre clientes y publicitarios son revividos todos los días a través de internet.

Más allá de Madison Avenue, Lester Wunderman es recordado como un esposo y un padre, un amigo y un mentor, un patrón de las artes y un fotógrafo, e incluso el jefe de una tribu del oeste africano.

El compromiso de Lester con el aprendizaje inspiró a muchos: siguió viniendo todos los días a trabajar a Wunderman, la agencia que sigue ostentando su apellido, hasta bien pasados los 90 años de edad.

“Lester tuvo la curiosidad de un científico, el ojo de un artista, el alma de un creador y el corazón de un emprendedor ―se emocionó Mel Edwards, CEO global de Wunderman Thompson―. Añoraremos el placer de su compañía, de su ingenio y de su sabiduría, y apreciaremos las horas pasadas con él”.

Redacción Adlatina


Suscripción Adlatina magazine